HOKO SENSEI – Test Runningfreeweb

sensei-hoko-esport-h2008-5

 

Hemos oído mil y una veces que no se recomienda estrenar una prenda o unas zapatillas para una carrera. Pero ¿quién puede resistirse a tener la excusa de estrenar mallas frente a un evento en el que te hace realmente ilusión participar? Es como ir a una fiesta de graduación con la ropa de todos los días. ¡Pues, bien! La Mitja Marató de la UECHorta fue la excusa perfecta para acercarme a HOKO y adquirir sus mallas más técnicas y ultreras: las SENSEI. Aparte del capricho, también me urgía la necesidad de tener unas mallas cortas compresivas más pensadas para la carrera de montaña que mis actuales KALENJI y, sobretodo, unas mallas que me evitaran llevar ni riñoneras, ni mochilas, ni cualquier cosa para carretear geles u otras historias necesarias para una distancia más larga como ésta.

 

foto-1

 

Las primeras sensaciones, incluso ya en la propia tienda, fueron de una compresión compacta, firme, pero a su vez suave. Me explico mejor. La zona abdominal, los riñones, glúteos y muslos estaban supersujetos, pero el ‘estar sujetados’ no se traducía en ‘estar apretados’. El tejido del que están compuestas estas mallas es un 80% de polipropileno y un 20% de elastano, presentando un tejido que es tupido, pero transpirable que nos protege de temperaturas medias (en verano, creo que debemos buscar en el catálogo de la marca algo más fino). Además dicha combinación hace que sean una malla que no retiene los líquidos y, por tanto, facilita la posterior evaporación de la humedad.

En cuanto a SUJECIÓN ya hemos visto que son de diez (no hace falta que hablemos de los beneficios de las prendas compresivas para nuestros músculos y para nuestro rendimiento en carrera, lo sabemos de sobras). El otro plus que tienen, para mí, estas mallas son sus seis bolsillos. La calza es lo suficientemente alta como para proteger la zona abdominal y la zona lumbar, lo decíamos más arriba; pero en esta parte del tejido HOKO coloca a sus SENSEI seis bolsillos, tres delante y tres detrás. Éstos son muy, pero que muy útiles para llevar geles, algún botellín de 200ml o cualquier otra cosa que podamos necesitar a lo largo de la carrera. Además, sujetan tan bien, que prácticamente no notamos que llevamos peso extra o un objeto dentro del bolsillo. Por tanto dependiendo de nuestras necesidades y de la distancia de la carrera nos bastamos y sobramos con llevar aquello que necesitamos en las propias mallas.

En resumen, unas mallas más que óptimas para la practica del trailrunning en distancias de Maratón, media Maratón o inferiores. Su precio (68€) parece elevado a priori, pero esa idea se disipa en el momento en el que empiezas a correr con ellas. Sus puntos fuertes, la SUJECIÓN, la practicidad de sus BOLSILLOS y la COMODIDAD al llevarlas (cero rozaduras, evacuación del sudor perfecta y un peso pluma: 170gr.). Haceros un favor: ¡regalároslas!

 

foto2